lunes, 16 de agosto de 2010

Winslow Homer

(Boston, 1836 - Prouts Neck, 1910) Pintor naturalista norteamericano considerado, uno de los más grandes artistas norteamericanos del siglo XIX. Su formación fue prácticamente autodidacta. Trabajó como aprendiz de un litógrafo de Boston, John H. Bufford, y tomó algunas lecciones de pintura de Frédéric Rondel. Tras este breve aprendizaje, en 1857 comenzó a trabajar como ilustrador de revistas, y se convirtió en un colaborador asiduo de la conocida Harper's Weekly. Sus ilustraciones se caracterizaron por los contornos nítidos, formas sencillas, contraste de luces y sombras, y por los personajes llenos de vida. Tales características iniciales, se convirtieron en una constante de su producción a lo largo de toda su carrera artística.

En 1859 se trasladó a la ciudad de Nueva York, donde comenzó su carrera como pintor. Durante la Guerra Civil, visitó en repetidas ocasiones el frente de Virginia y sus primeras composiciones tenían como tema la guerra. En 1875 envió su último dibujo al Harper's Weekly, y abandonó definitivamente su carrera como ilustrador. Durante la década de 1870 los temas predominantes de sus obras fueron los de inspiración rural o idílica: escenas de la vida agrícola, niños jugando y escenas de lugares conocidos poblados de mujeres elegantes.

Recorrió los estados de Nueva York, Virginia y Massachusetts, y en 1881 comenzó una estancia de dos años en Inglaterra, donde vivió en Cullercoats, un pueblo de pescadores cerca de Newcastle. Esta estancia provocó un cambio definitivo en la temática de su obra. A partir de entonces se concentró en escenas de la naturaleza a gran escala, en particular marinas y escenas costumbristas de pescadores.

A partir de 1884, Homer pasó muchos inviernos en Florida, en las Bahamas y en Cuba. Gran parte de las muchas escenas que pintó del trópico son acuarelas ejecutadas con un estilo muy avanzado para su época: fresco, suelto, espontáneo, casi impresionista, pero sin perder jamás su relación básica con el naturalismo.

Ya en Estados Unidos, 1883, fija su residencia en Proust´s Neck, pueblecito de la costa de Maine. Sería allí donde crearía algunas delas obras más importantes del realismo americano y a partir 1890 comenzó a pintar su famosa serie de marinas en Proust´s Neck.












No hay comentarios:

Publicar un comentario